1. inicio
  2. sugerencias
  3. mapa web
  4. ir al buscador
  5. ir al menú principal
  6. ir al contenido actual

Buscador

Buscador General

Temas

Temas


:: Estás en: » Inicio » Actualidad » Noticias » Año 2016 » Mayo 2016


La alcaldesa agradece a maestros y padres del Doctor Limón su esfuerzo frente al absentismo

Gotas de solidaridad con el Niger el 25 de junio en la Carrera del Agua

La accidentalidad en glorietas y rotondas desciende el 20% en el último año

La fugacidad del tiempo en una exposición de relojes del XIX en Carbono Puro

Fecha: 21/05/2016

  

Titulo A diferencia de lo que dijo el poeta, el tiempo pasa, pero siempre algo queda, lo vivido, pese a la fugacidad del minutero. Un tiempo plasmado en una exposición de relojes del siglo XIX es la última propuesta del establecimiento Carbono Puro (Avenida Primero de Mayo, 46), que se puede visitar durante este mes en horario comercial.

Victoria Anguita muestra en “Tempus fugit” una colección de ocho relojes en perfecto funcionamiento y en buen estado de conservación, que después de un centenar de años de actividad siguen marcando las 24 horas del día y su incesante “tic tac”.

La sabias y delicadas manos y sobre todo la profesionalidad cultivada durante años en el taller de relojería de su tío Higinio Luna, ha reconstruído pieza a pieza estas joyas del tiempo que ahora están a la vista del público al igual que lo podrían estar en cualquier salón Versalles, en un teatro o en un palacio real.

Un itinerario que comienza en un reloj de pared con ondas francés estilo isabelino policromado con incrustaciones de nácar y madera y números romanos, que es capaz de mantenerse con vida durante ocho días con su máquina Morez.

 

Paseo por la fugacidad del tiempo

En ese paseo por la fugacidad y la temporalidad encontramos un reloj francés de pórtico con marqueterías con columnas salomónicas y otro de estilo Luis XVI en bronce y esmalte francés y otra pieza de esfera de porcelana con números romanos encajado en metal labrado y dorado al mercurio con varios motivos ornamentales pintadas a mano sobre fondo azul.

El recorrido continúa por dos relojes de sobremesa franceses en mármol negro belga jaspeado y otro con caja de mármol negro y decoraciones en bronce, péndulo y llave de cuerda, con sonería de horas y medias horas. La colección se completa con un reloj con caja de mármol negro y verona máquina París a péndulo con sonería.

Segunda exposición

Es la segunda exposición de este establecimiento de la Avenida Primero de Mayo, después de la muestra fotográfica ofrecida con instantáneas de fauna y naturaleza de nuestro entorno de José Manuel Casado.

Copyright © Ayuntamiento de Puertollano | Aviso legal | Politica de privacidad | Accesibilidad